Inicio Economía del Conocimiento Atalaya Sur, una iniciativa de conectividad pionera en la villa 20 de...

Atalaya Sur, una iniciativa de conectividad pionera en la villa 20 de Lugano

1262

Una de las iniciativas presentadas ante el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) para llevar conectividad a barrios populares partió de la Red comunitaria Atalaya Sur, de la villa 20 del barrio porteño de Villa Lugano, que ahora busca ampliar la conexión a Internet para 500 familias, informó la Agencia de Noticias Télam.

Esta experiencia «nació en 2014 desde la organización social Proyecto Comunidad, en la villa 20 donde habitan 30 mil personas, el 1 por ciento de la población de la Ciudad de Buenos Aires», dijo a Télam Manuela González Ursi, coordinadora de Atalaya Sur.
Proyecto Comunidad incluye además de la red comunitaria, un merendero, la FM La Patriada y el portal Villa20.org.ar.
En la villa 20, como en tantas otras, «el acceso a Internet es muy deficitario y son pocos los proveedores que llegan, algunos que lo hacen están por fuera de toda formalidad y venden un servicio muy caro, pero en general la conexión mayoritaria es a través de un paquete de datos de telefonía celular, lo que encarece mucho el acceso a la conectividad», explicó González Ursi.
Ante este panorama, los vecinos desarrollaron «un proyecto que busca la apropiación popular de la tecnología que no solamente incorpora el acceso a Internet como derecho, sino además piensa en la capacitación y formación en nuevas tecnologías», señaló.

Por otro lado, trabaja «en la producción de contenidos locales, ya que Internet es una herramienta de construcción del espacio público destinada a fortalecer los lazos sociales de nuestros territorios», añadió.

De esta manera los habitantes de villa 20 lograron «una red comunitaria que cuenta con una red pública con 14 puntos wifi de acceso gratuito a Internet, y una red domiciliaria, integrada por 60 vecinos, que contribuyen al sostenimiento y extensión de la red».

Ursi recordó que «durante el macrismo la discusión principal fue que se habilite un programa específico de financiamiento usando los fondos del servicio universal, que tienen como objetivo la universalización de los servicios de Internet, y se aplicaran a barrios populares».

En aquel momento, «los proyectos que iba construyendo Enacom tenían limitación de población, y estaban pensados para zonas rurales, de menos de 5 mil habitantes, y no podíamos acceder porque excedíamos el límite por localidad y esa fue la discusión que llevamos durante 4 años».
A partir de esta nueva gestión presentaron un proyecto para «acceder al financiamiento de la infraestructura que requiere la conectividad en las villas, porque las organizaciones sociales, sin fines de lucro, no tenemos el capital necesario para hacer la infraestructura que se requiere».

«Una vez que uno puede montar estas redes, y nuestra experiencia lo demuestra, se pueden sostener y autosustentarse», afirmó.

Con el proyecto presentado ante el Enacom, Atalaya Sur busca ampliar «la conectividad a 500 hogares, sumado a los 60 conectados y avanzar en un proyecto que genera trabajo genuino de infraestructura en los territorios y despliegue de redes», aseguró González Ursi.

Fuente: Télam

Artículo anteriorUn grupo de 165 críticos de Google pide a la UE adopción de medidas antimonopolio
Artículo siguienteSer mujer y buscar trabajo en el sector IT: ¿inoportunidad laboral? (Zaida Caiguara Ramírez)