Inicio Economía del Conocimiento Perfume de mujer

Perfume de mujer

305

Mientras Disney anuncia que Minnie usará pantalones, AF vuela a Rusia y Máximo Kirchner renuncia a la presidencia del bloque del Frente de Todes en Diputados… una certeza es que las mujeres imprimen un cambio en las gestiones corporativas y del sector público.

Ahora bien, también las mujeres tienen historia.

Y, de hecho, la semana pasada vimos como el sólo nombre de una asesora de Arsat alteró las redes, las redacciones, los humores políticos, etc, etc, etc.

Claudia Bello.

La difusión en el Boletín Oficial, nada más y nada menos de la renovación del directorio de Arsat, con la salida de Anabel Cisneros y Facundo Leal y el ingreso de Claudia Bello y Soledad Gonnet, abrió heridas que se creían sanadas en la epidermis peronista.

Si pasa, pasa.

Pues no pasó, al menos por ahora.

La reacción en redes, más las gestiones dentro de la alianza del Gobierno, derivó en que la asamblea de Arsat que debía nominar a las nuevas directoras, pasó a cuarto intermedio.

«Ya imaginaba el meme del lavarropas con la sigla Y2K lanzado al espacio como si fuera un satélite». dijeron por ahí.

Es que Bello, quien fue investigada por la justicia y salió airosa,  es la cara pública del Y2K… A ver, como les explico a los millenials… el 1 de enero del 2000 se acababa el mundo, se apagaban computadoras, servidores, celulares… «hasta lavarropas», según varias consultoras globales y Claudia Bello (de su autoría es lo del lavarropas), quien era entonces secretaria de la función pública.

Políticamente es una cara muy «menemista», por ende, «neoliberal» en su discurso. Solía autopercibirse como «amiga» de Gustavo Beliz, y secundó al ya fallecido Momo Venegas quien, a su vez, apoyó el armado de Cambiemos que llevó a Mauricio Macri a la presidencia.

«Que sólo  nombren personas no sospechadas o denunciadas por corrupción», dijo una comunicadora esta semana… sin darse cuenta de que el poder del Estado más desprestigiado para la sociedad es el Poder Judicial y que justamente en los últimos dos años hemos visto como se arman y desarman causas.

Por – lo – tanto (diría mi profesora de matemática) no tiene sentido pedir gente sin sospechas o sin demandas.

Vale que cuando se piensa en renovación… -renovación, remember?-, une suele considerar que la renovación es sangre joven, gente nueva.

Pero en este caso, justamente los más nuevos o jóvenes son quienes dejaban el directorio.

Ah… Soledad Gonnet, vicepresidenta de Invap -de ella nada se dijo-, dicen que sobrina de Pepe Albistur, es o era otra incorporación al directorio de Arsat.

Pero no todo es «BELLO» en la vida.

Por eso, antes de declarar el cuarto intermedio hasta que sepamos como seguir, la asamblea aprobó la gestión y los resultados de los ejercicios 2016 y 2017.

Cabe deducir entonces que los balances del 2016 y 2017, cuando la empresa la dirigía Rodrigo de Loredo, ahora diputado nacional por la docta y por la UCR dentro del multi-bloque de la oposición, no habían sido aprobados por directorios anteriores.

Ni hablar entonces de los balances 2018 y 2019…

Según consta en el acta que dejaron en pausa en Arsat, fue el «señor representante del accionista jefatura de Gabinete de Ministros quien mociona y vota para que la pérdida de Ejercicio 2016, que asciende a la suma de PESOS CIENTO VEINTIÚN MILLONES SETECIENTOS SETENTA Y CINCO MIL TRESCIENTOS CINCUENTA ($121.775.350.-), que trasladada a la cuenta Resultados No Asignados arroja un saldo total negativo para dicha cuenta de PESOS MIL OCHOCIENTOS OCHENTA Y OCHO MILLONES VEINTIOCHO MIL SESENTA Y NUEVE ($1.888.028.069.-), sea absorbido con resultados positivos de ejercicios posteriores».

A su vez, el punto siguiente de la asamblea fue la «Consideración de la gestión del Directorio y de la Comisión Fiscalizadora del Ejercicio 2016″, fue aprobada.

También se trató el resultado del ejercicio 2017, que en este caso tuvo resultados positivo ($108.643.178.-), que van a «incrementar la Reserva Facultativa para Futuras Inversiones Tecnológicas a fin de la Consecución del Objeto Social».

Y seguidamente, se aprobó la gestión del directorio y de la comisión fiscalizadora del 2017.

Así es, porque como todes dicen «las cuentas claras conservan la amistad»… También dicen que «con amigos así, no hace falta enemigos».

En fin.

Así estamos país, con la permanencia en el directorio de Arsat de quienes estaban antes de la asamblea. O sea, Tognetti en la presidencia, Tesoro y Rus, Leal y Cisneros como directores.

Quien convoca a la continuación de la asamblea, pues debería ser jefatura de Gabinete, pero como en el don Pirulero… mientras la portavoz Cerutti dice que la fecha depende de Arsat, en Arsat dicen que depende de Jefatura…

Hasta la semana que viene.

Artículo anteriorLa provincia de Córdoba brindará servicios de conectividad mayorista
Artículo siguienteLía Molinari y el CERT
TelcosMedia es para mí la materialización de una idea que me rondaba hace rato, casi desde que dejé de hacer el Telcos, allá lejos y hace tiempo, durante el proceso de desregulación de las telecomunicaciones. La industria atraviesa hoy un momento que en muchos aspectos se parece al de aquellos años. Y yo aquí, con un par de canas más, firme al pié del cañón como testigo privilegiada de un proceso en el que finalmente veremos un mercado que abrirá la competencia de todos contra todos. Y este "momentum" tan especial de la industria, en el que todos los días hay novedades, muchas en ON y muchas más en OFF, es la excusa ideal para este revival telco que está dando forma al TelcosMedia, una aventura en la que espero me acompañen.