Inicio Convergencia Con amigues así…

Con amigues así…

100

Cambia, todo cambia, cantaba la negra Sosa.

Pero hay espacios dónde los cambios no llegan, al menos por ahora.

Argentina es un país dónde no se duerme. Casi diría que la velocidad de los cambios políticos siempre resulta ser superior a la dinámica del mercado de telecomunicaciones y tecnología.

Y lo que ocurre es que cada cambio en lo político acelera o ralentiza la implementación de las novedades TICs para todes.

Repasemos el contexto: Argentina tiene un gobierno de coalición de tres patas, dos de las cuales tenían problemas de comunicación que excedían a las fallas del sistema de 4G vigente, lo cual tensaba a la tercera que hacía de chasqui.

Para les despistades, las tres patas vienen de un espacio político cuyo líder sostenía, entre otras cosas, que «la política, es la política internacional». O seaaaa una de las patas desplegó en los últimos meses un trabajo en el exterior más que ponderable. Otra pata se dedicó a marcar en sus apariciones públicas el impacto de las políticas macro en la casa de cada argentino, siguiendo otra premisa del líder político que priorizó siempre a la clase trabajadora.

La tercera pata, también identificada con quien supo enseñar que Primero esta la Patria, después el movimiento y luego los hombres, pese a «no tener señal» en el estadio de fútbol, fue y vino para acercar posiciones, tiró propuestas.

A toda mesa la mejoran 4 patas en lugar de 3… y en los últimos tiempos se estuvo construyendo esa cuarta pata… respaldando a una de las tres anteriores, o bien como un transversal entre las tres: les gobernadores.

En el juego del poder, que no es un juego, no están ajenos quienes ejercen hoy la oposición… que levantan conceptos tales como «auto golpe», en una muestra de que siguen sin entender al peronismo, y eso que tienen algunos en sus filas.

El contexto económico, como ya todos saben, sigue siendo delicado y complejo, con todas las miradas sobre el valor del dólar y por ende de las posibilidades de importación de insumos, algo de lo que las empresas del sector saben y mucho.

Mientras el mundo sigue en guerra y aprendiendo a los golpes como superar contextos inflacionarios, la frutilla del postre la manda la NASA, blanqueando la guerra por la Luna…. como si hiciera falta poner un madero más al fuego entre EEUU y China.

Entretanto, en el micromundo de las telecomunicaciones, Arsat avanzó con el uso de bandas KA del satélite de SES, que tendrá «costos óptimos» según fuentes de la empresa.

Telefónica Móviles y Telecom, que juran a los dioses que no les resulta negocio la telefonía fija, pidieron sorpresivamente al Enacom que se postergue la portabilidad numérica fija… Ampliaremos cuando despeje el panorama.

A su vez, el Enacom reforzó su estrategia de mostrar el Conectando con Vos; y exponiendo los recursos entregados en formato de ANR, para que se vea quienes y a dónde están yendo los recursos del Fondo de Servicio Universal.

Tanto que el viernes pasado, 1 de julio, aniversario de la muerte de Perón, estos programas del Enacom fueron la excusa para que el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, tuviera su propio acto por la fecha en Malvinas Argentinas.

Hecho este repasito de realidades o especulaciones, les veo la semana que viene.

Artículo anteriorScolnik y Cryptocomm
Artículo siguienteTelcos prevén ofertas modestas para la subasta de 5G en India
TelcosMedia es para mí la materialización de una idea que me rondaba hace rato, casi desde que dejé de hacer el Telcos, allá lejos y hace tiempo, durante el proceso de desregulación de las telecomunicaciones. La industria atraviesa hoy un momento que en muchos aspectos se parece al de aquellos años. Y yo aquí, con un par de canas más, firme al pié del cañón como testigo privilegiada de un proceso en el que finalmente veremos un mercado que abrirá la competencia de todos contra todos. Y este "momentum" tan especial de la industria, en el que todos los días hay novedades, muchas en ON y muchas más en OFF, es la excusa ideal para este revival telco que está dando forma al TelcosMedia, una aventura en la que espero me acompañen.